Crítica de ‘Quien a hierro mata’ (2019). Paco Plaza cada vez más certero

Un Paco Plaza cada vez más certero aparca el terror, que no el horror, para entregar en ‘Quien a hierro mata’ un seco, duro y sin concesiones thriller de venganzas cruzadas que golpea muy fuerte. ‘Quien a hierro mata’ es claramente de lo mejor de este 2019, tanto español como internacional.

Quien a hierro mata

Si me permiten la licencia, y siendo duro, tanto como la propia película, diré que ‘Quien a hierro mata’ es la típica propuesta que, si fuese firmada por Alberto Rodríguez, todos estaríais comiendo de su mano. Pero al llevar la rúbrica de Paco Plaza, uno de esos que se dedican al terror, casi que esperaréis a que la cinta aparezca apilada dentro de unos meses en Netflix o en cualquier otra plataforma de streaming, para verla. Y ya si eso entonces reconocer lo genial que es, como si fuerais los primeros en descubrirla.

Aparcando (a medias) el terror

Paco Plaza, cineasta que nos ha brindado algunas de las mejores cintas de terror españolas de la última década, aparca en doble fila dicho género en ‘Quien a hierro mata’ para pasarse al thriller. Aunque, a la postre, lo que no aparca es el horror.

Por cierto, si me permiten una segunda licencia. Llevo mucho tiempo gritando con un megáfono que no debe tener pilas, que el terror en España no atraviesa por su mejor momento. Y no ya en calidad, que eso nunca le ha faltado, sino más bien en cantidad. En fin, ya paro con las licencias, ya.

Quien a hierro mata

Mario trabaja como enfermero en una residencia de ancianos. Un día el pasado llama a su puerta fruto de la llegada de un nuevo residente. Y hasta aquí puedo y quiero leer. Creo que ‘Quien a hierro mata’ es de esas obras que funcionan mejor cuanto menos se sepa de la trama.

Así da el pistoletazo de salida Paco Plaza a este thriller que, en verdad, ni inventa la rueda ni descubre la penicilina. En la película sucede un poco lo que el cineasta ya experimentó en ‘[Rec] 3: Génesis’ (2012) o en ‘Verónica’ (2017). Plaza entrega un tour por las estaciones más habituales del género, pero uno de altura supeditado a la gran personalidad de su director y a su buena mano izquierda. Lo que eleva esos viajes.

También nos encontramos a un Paco Plaza más maduro, entregando imágenes poderosas e imborrables. Hay un par de escenas que son tremendas.

Luis Tosar, el “hijoputismo” como fe

El tándem Paco Plaza & Jaume Balagueró, autores de la soberbia ‘[Rec]’ (2007), se han propuesto transformar a Luis Tosar en el rey del “hijoputismo”. Y yo tan encantado.

Hace ocho años Balagueró nos entregó la no menos excelente ‘Mientras duermes’ (2011); film en el que Luis Tosar, por puro placer, se las hacía pasar canutas a una comunidad de vecinos. Ahora Plaza en ‘Quien a hierro mata’ vuelve a sacar lo peor del actor, aunque ahora con justificación. El César de ‘Mientras duermes’ y el Mario de ‘Quien a hierro mata’ resultan dos icónicos primos lejanos convertidos ya, por méritos propios, en historia del cine español.

Y Luis Tosar solo es la punta del iceberg de un reparto poblado de desconocidos, pero tremendamente efectivo. Reforzando la estupenda capacidad de dirección de actores que posee Paco Plaza.

Última licencia

Estos días se ha dado a conocer que ‘Dolor y gloria‘ (Pedro Almodóbar, 2019) será la cinta española que nos represente en los próximos Oscar. Y aun gustándome bastante la cinta del manchego, sólo puedo decir que ‘Quien a hierro mata’ es superior. Pero en fin, este era el año de Almodóvar, qué duda cabe.

Quien a hierro mata

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.